OrgOS Blog logo
CATEGORIAS
¿BUSCAS NUESTRA WEB?
Visita nuestra Web
OrgOS Blog logo
VISITA NUESTRA WEB
Tendencias de RRHH

Employee experience: qué es y por qué es importante

6 MIN DE LECTURA

El mundo laboral ha cambiado radicalmente desde hace unos años. Con las nuevas generaciones han llegado nuevos retos que los departamentos de recursos humanos deben de afrontar.


Actualmente es esencial que los trabajadores tengan una experiencia óptima en sus puestos de trabajo para que así puedan conseguir la mayor productividad posible. Un trabajador contento es un trabajador productivo, y eso solo se puede conseguir a través de un buen employee experience.

 


 

¿Qué es el employee experience?

 

El employee experience, o experiencia del empleado, es la suma de todo lo que siente y vive un empleado a lo largo de su estancia dentro de la compañía. Desde que se genera el primer contacto en el proceso de reclutamiento hasta la última interacción con la empresa.


Hay muchos aspectos que pueden afectar en la experiencia de los empleados, por ello es importante disponer de una metodología apropiada para gestionar el employee experience y mejorarlo.

 

¿Por qué es tan importante el employee experience?

 

Un empleado no deja de ser un ser humano en las horas de trabajo. Como tú y como yo, todo aquello que vivimos y observamos nos afecta. Aprendemos de ello, generamos una opinión y puede influenciarnos de mayor o menor manera.


Si no tenemos en cuenta estas pequeñas señales que nos dan los trabajadores, podemos acabar perdiéndolos. Resisten, ya que la necesidad económica aprieta, pero sin un seguimiento adecuado notaremos como su productividad y motivación van en descenso.


También es posible que notemos un cambio en su ánimo, actitud y comportamiento hacia clientes o compañeros de trabajo. Con una buena gestión del employee experience evitaremos que este tipo de situaciones no se den en nuestra empresa.


Para que la experiencia del empleado resulte eficaz debe valorarse desde cuatro puntos focales:


  • Punto motivacional: en el cual el trabajador sienta que lo que hace está alineado con su objetivo vital, que le entusiasma y le gusta.
  • Punto social: que las relaciones con otras personas, sea dentro o fuera de la empresa, sean sanas y le permitan sentirse aceptado.
  • Punto financiero: que llegue a final de mes sin preocuparse por el dinero ni el bienestar económico de sus seres queridos.
  • Punto saludable: ya que tanto el físico como la mente deben cuidarse si queremos que las personas den lo mejor de sí mismas.

 

Objetivos del employee experience

 

Una vez conocido el concepto y todo lo que conlleva, no podemos dejarlo simplemente ahí, debemos de dar una dirección al employee experience para que alcanzar unos objetivos marcados.


Al aplicar esta política en el personal debemos de tener claro a dónde queremos llegar, cuál es la situación idónea para los empleados dentro de la empresa y tratar de conseguirla.


Para ello debemos de desgranar este gran objetivo final en una serie de objetivos más pequeños. Para ello nos basaremos en los cuatro puntos del apartado anterior y un puñado de preguntas.

 

Satisfacción motivacional

 

¿Qué hace al empleado levantarse de la cama a las seis de la mañana para venir a trabajar? ¿Llega con una sonrisa de oreja a oreja al cruzar la puerta de la empresa? ¿Vibra de energía, transmitiéndola a clientes y compañeros?


Cuando una persona trabaja en lo que le gusta se le nota y lo comparte. Y es que la motivación es el primer subobjetivo del employee experience.


Consigue que las actitudes y comportamientos de los empleados sean positivos, que hablen con honestidad y generen un entorno laboral agradable. Todo ello se traducirá en productividad.

 

Satisfacción social

 

¿Cómo se relaciona el trabajador con sus compañeros? ¿Siente que pertenece a un equipo como algo más que una pieza en la organización? ¿Se genera teambuilding fuera de las horas de trabajo con otros empleados?


La comunicación es una herramienta fundamental en una empresa, estés en el puesto que estés. Y por eso es esencial que los empleados se conozcan unos a otros, más allá de rangos organizativos o departamentales.

 

Consigue que los empleados sientan empatía por sus compañeros, que en momentos difíciles sepan comunicarse de forma adecuada y aúnen sus fuerzas con aquel que lo necesite. Que más que un equipo, tu empresa sea una familia.

 

Satisfacción financiera

 

¿El empleado siente que el sueldo que recibe es proporcional a su esfuerzo? ¿Sabe gestionarse bien los ingresos para no pasarlo mal los últimos días del mes? ¿Cuenta con un pequeño ahorro en caso de imprevistos?


Y es que el dinero siempre ha sido la principal motivación para trabajar, aunque actualmente estén al alza otros aspectos. Que el empleado disponga de los bienes necesarios para asegurarse la supervivencia y algunos caprichos le hará sentirse materialmente pleno.

 

Consigue que no tengan que pedir préstamos, ni ayuda económica a otros trabajadores. Que no lleguen ahogados a final de mes. Que sepan cómo invertir el dinero de su sueldo de forma sabia sin tener que pasar penurias.

 

Satisfacción de salud

 

¿El trabajador suele estar de baja laboral? ¿Su estado físico está mermando sus capacidades productivas? ¿Está el puesto de trabajo adaptado a sus condiciones especiales?


No todo el mundo practica deporte. No todo el mundo está completamente sano. Tener en cuenta las peculiaridades de la salud de los empleados es el primer paso para que sientan que la empresa cuida de ellos.


Consigue que el trabajador se implique de forma activa en el cuidado de su salud. Que tenga tiempo para realizar deporte, pueda comer sano e ir al médico. Que la ergonomía del puesto de trabajo no le perjudique.

 

 

New call-to-action

 

 

Beneficios del employee experience

 

Si nuestra política para mejorar la experiencia del trabajador entra en funcionamiento y conseguimos los objetivos marcados, lo sentiremos en un buen montón de beneficios:

 

  • Aumentará la productividad, puesto que las horas de trabajo se aprovecharán mejor debido a la alta motivación.
  • Se generarán soluciones más creativas a los problemas, debido al interés por aplicar acciones proactivas.
  • El compromiso con los objetivos de la empresa serán del 100%, ya que sentirán la responsabilidad de lograrlo con una manera muy personal.
  • Se reduce el absentismo, las bajas laborales y la rotación de personal.
  • Se mejorará la imagen de la empresa a través del boca a boca de los empleados, atrayendo nuevos talentos y oportunidades.

¿Cómo medir la experiencia del empleado?

 

El employee experience se puede medir de diferentes maneras, aunque la más aconsejable siempre es el uso de cuestionarios o encuestas, como por ejemplo la encuesta de clima laboral.


Con una encuesta, ya sea de forma física o a través de algún software especializado como el que ofrecemos en OrgOS, conseguirás datos y detalles que de otra manera no podrías recopilar. Conseguirás la información adecuada para el análisis, además de sugerencias e ideas que te aportarán los propios empleados.


También pueden hacerse entrevistas personales a los empleados, donde se podrá recopilar los datos de una forma más cercana a la vez que aportamos una sensación de cuidado personalizado.


La observación directa durante las horas de trabajo también puede ser un buen método para analizar la experiencia de los empleados. Aquí te recomendamos que realices una observación discreta, que el trabajador no se sienta observado ni presionado.

 

¿Cómo mejorar la experiencia de los empleados?

 

Ya dispongas de un plan de employee experience en marcha o quieras implementar uno, existen un buen surtido de formas para aumentar la satisfacción de los trabajadores.

 

  • Conoce al personal de la empresa, sus motivaciones e intereses más allá del trabajo, desde la primera entrevista de trabajo hasta el día a día. Aportándoles una experiencia personalizada no se sentirán como una pieza más en el engranaje.
  • Céntrate en amplificar la principal motivación que tiene el empleado dentro de la empresa. Crea planes formativos personalizados, ajusta horarios para una buena conciliación familiar o propón retos y proyectos a los más entusiastas.
  • Potenciar las relaciones entre los empleados a través de una comunicación interna clara y honesta. Que ninguna duda se quede en el tintero y que todos se sientan capaces de aportar sus opiniones sin ningún tipo de impedimento.
  • Planifica actividades y dinámicas de equipo que permitan estrechar lazos entre los trabajadores. Aprovecha estos momentos de carácter informal para que los empleados se conozcan mejor y estén predispuestos a colaborar entre ellos.
  • Implanta KPI’S, o medidores de desempeño, para saber el rendimiento de los diferentes empleados y para analizar cómo están funcionando las políticas implantadas para mejorar la experiencia del trabajador.

 

¿Te ha gustado nuestro artículo? Si es así, te recomendamos que te suscribas a nuestro blog para que recibas nuestros nuevos artículos directamente en tu correo electrónico.

Subscríbete a nuestro blog para no perderte nada